Sardinas asadas a la Barbacoa

receta de sardinas a la parrilla

Cuando llega el buen tiempo, visitar el merendero más cercano de tu casa para comer unos espetos de sardinas es lo más común pero… ¿Quieres saber como hacerlas tú mismo en tu barbacoa?

Lee este artículo hasta el final, te vamos a dar unos cuantos consejos y la receta maestra de los espetos de sardina. ¡Prepárate para chuparte los dedos!

Consejos antes de hacer sardinas a la barbacoa

Es necesario que conozcas estos aspectos antes de ni siquiera comprar las sardinas que vas a asar en tu barbacoa, presta atención:

  1. Cuando vayas a comprar las sardinas, asegúrate de que son frescas, cosa que puedes detectar rápidamente porque estas son un tipo de pescado que se ha de consumir rápidamente porque sino se estropeará, desprendiendo un olor bastante desagradable.
  2. Puedes asar espetos de sardinas, o simplemente acercándolas a las brasas, siempre y cuando no estén muy cerca para que no se quemen. Los espetos no son cosa fácil de preparar pero, aprenderás después de intentarlo unas cuantas veces.
  3. Las sardinas se han de asar sin quitarles vísceras o la piel, perdería su gracia y además se estropearían.
  4. Puedes añadirles aceite y sal gorda para que el resultado sea un plato de sardinas jugosas y no resecas.

Receta de Sardinas a la parrilla

A continuación, podrás ver todos los ingredientes para preparar las sardinas a la parrilla, la guía paso a paso de como hacerlas, la información nutricional. ¡Toma nota o guarda esta página en favoritos!

Ingredientes

  • 1 Kilo de sardinas (dependiendo de las personas que vayan a asistir a la barbacoa)
  • Sal Gorda.
  • Aceite.

Cómo hacer sardinas a la parrilla

  1. Lava las sardinas con agua.
  2. Ponles sal gorda sin pasarte en cada una de las sardinas en cuanto las llamas se hayan apaciguado.
  3. Colócalas en la parrilla y espera 3 minutos, dales la vuelta cada minuto y medio para que se cocinen bien por ambos lados.
  4. Luego puedes aplicarles un poco de aceite cuando hayan salido de la parrilla (Opcional).

Información nutricional

Por cada 100g de sardinas:

  • 208 calorías
  • Grasas: 11,45g
  • Hidratos: 0g
  • Proteínas: 24,62g

Preguntas Frecuentes

Hemos seleccionado algunas de las preguntas que se hacen los usuarios que buscan la receta de sardinas a la parrilla y las hemos respondido a continuación, echa un vistazo:

¿Cómo hacer sardinas a la brasa sin que se peguen?

Si no quieres que se te peguen las sardinas en la parrilla, añádeles sal gorda o harina antes de cocinarlas.

¿Cuántas sardinas es un espeto?

Los espetos de sardina se suelen componer de entre 6 y 7 sardinas, no más y suponiendo que hayas comprado un kilo de sardinas, tendrás unos 6-7 espetos, según el número de personas, deberías comprar más kilos o menos.

¿Cómo limpiar sardinas crudas?

Para limpiar las sardinas crudas, lo primero que debes hacer es lavarlas con agua fría y frotarlas hacia abajo con los dedos y como segundo y último paso, les quitas la cabeza tirando de ella hacia arriba para destriparlas.

¿Cómo quitar la piel de las sardinas?

Si quieres quitar la piel de una sardina, debes hacer un corte horizontal en la parte de la cola y después tirar de la piel de la sardina hacia arriba para retirarla.

¿Qué beneficios tiene la sardina?

La ingesta de sardinas tiene sus beneficios como la mejora del colesterol y disminuye considerablemente el riesgo de arterioesclerosis y trombosis, además de mejorar el flujo sanguíneo.

¿Cuándo se salan las sardinas?

Siempre y cuando las sardinas sean frescas, hay que salarlas antes de colocarlas en la parrilla o mejor dicho, antes de cocinarlas.

¿Cómo congelar sardinas frescas?

Si las sardinas son frescas, lo ideal es prepararlas antes de congelarlas, en caso contrario lo suyo es lavarlas con agua fría y después de empacarla, meterlas de inmediato en el congelador.

¿Cómo conservar sardinas en sal?

Para la correcta conservación de sardinas en sal, coge una fuente amplia y llena el fondo de sal gorda, después colócalas encima y vuelve a cubrirlas de sal gorda, repitiendo el mismo proceso hasta que queden cubiertas todas.